sábado, 11 de febrero de 2012

Ingrato


¿No te has dado cuenta ingrato que todo lo que yo hago está escrito sobre piedras perenes, sobre tierra bendita, sobre mundos extraños en los cuales nunca has caminado, ni caminarás?, ¿No te das cuenta ingrato que no eres ni la mitad de lúcido que yo, ni tus palabras serán por muchas vidas que vivas, ni la mitad de sabias que las mías, porque tienes el alma podrida, y tu alma te acompañará por muchas vidas?

¿Crees acaso que los caminos que andas son esos los que te llevarán a la cima de las montañas y las imperturbables profundidades del mar?, ¿Crees acaso ingrato y maldecido mil veces que toda la maldad que haces se quedará impune y será nada para ti?

No, ingrato y mil veces maldito, nada de ello te parece importante, nada de tus fechorías cobra consciencia porque no te educaron con ella, pero todo pasa, pero no para.